/ lunes 7 de junio de 2021

Sí salimos a votar

Javier Armenta Araiza


Foto: Cortesía | Javier Armenta


No hay fecha que no llegue ni plazo que no se cumpla. Llegamos al 6 de junio con la firme convicción de ejercer nuestro derecho de elegir a nuestros representantes, de ser partícipes de la democracia. Conscientes de la importancia del encuentro con las urnas, durante semanas nos preparamos para ese día ejercer un voto informado.

Se ha dicho que los jóvenes somos el rango de edad con menor participación en las elecciones, es decir, que se abstienen de ir a votar. La explicación para este fenómeno tiene que ver con que uno no valora lo que no le cuesta; la lucha de hace muchos años contra el régimen era para que efectivamente el voto contara, ahora aunque aún existen vicios muy desafortunados como la compra de votos, nuestra generación ya no padece la lucha que las generaciones pasadas vivieron en carne propia, para ellos el que el voto sí cuente representa un logro después de una lucha de años que incluso costó vidas. Para esa generación salir a votar significa defender la democracia que tanto les costó ganar. Por el contrario, nuestra generación encuentra un desdén por el ejercicio del voto porque no cumple sus expectativas, porque no conocen el trasfondo, no sintieron la lucha.

Si bien es cierto que estadísticamente nuestra generación es menos participativa, no es menos cierto que vinimos a enriquecer la democracia. Nuestra generación ha tenido mayores manifestaciones políticas más allá de lo electoral. Y en cuanto a ejercer el voto, las y los jóvenes han propiciado el voto cruzado, este tipo de voto hace que de verdad se cuestione a cada candidato y candidata, y evita el voto por cascada por un solo partido. Esto es una evidencia de que la ciudadanía cada vez busca informarse más y si esto se vuelve un hábito transgeneracional estaremos más cerca de que el voto informado de la mayoría sea una realidad. Ese es el principal legado que las juventudes aspiramos conseguir: el voto informado y la participación electoral.

Hoy también quiero hablar de un proyecto que desmintió el dicho de que “a los jóvenes no les interesa la política”. Durante las campañas electorales, desde la Federación de Estudiantes Universitarios, con apoyo de Canal 44 y el Instituto Electoral de Participación Ciudadana del Estado de Jalisco, creamos el programa #Patícipes, y como parte de él, armamos los foros #FueraDelCírculo. Estos debates tenían una particularidad, los temas que se tocaban eran los que más nos importan a las juventudes. Y es que ¿qué ciudad pretenden gobernar cuando nos han arrebatado las áreas verdes y cada vez hay peores problemas de escasez de agua? La discusión sobre la defensa del medio ambiente debía estar en los debates. Las y los jóvenes queríamos saber cuáles candidatos realmente se comprometían con esta defensa.

Hoy podemos afirmar que el programa #Partícipes fue un éxito, que las y los jóvenes pueden organizar foros dentro y fuera de la AMG, y resolver los problemas que ocurrían sobre la marcha. Pues no solo una vez nos encontramos con candidatas y candidatos que rechazaban asistir a los debates, que rechazaban entablar un diálogo con las juventudes. A pesar de las negativas nunca perdimos el interés de informar, de acercar las propuestas de las diversas candidaturas para que las y los jóvenes pudieran conocer, analizar, comparar y el 6 de junio emitir un voto informado. Y gracias a esa perseverancia y dedicación podemos decir que entre los grandes logros de #Partícipes está el haber realizado el debate entre los candidatos y candidatas a la alcaldía de Guadalajara y de Tonalá.

Hoy, las y los jóvenes son parte de la historia democrática del estado, hemos demostrado que la democracia la construimos todas y todos, que la apatía no puede ganar; que si bien nacimos ya en una democracia, somos la generación que ha desterrado las prácticas antidemocráticas. En esta jornada electoral, la gran sorpresa es el voto cruzado que cada vez cobra mayor fuerza porque las juventudes somos más críticas del ejercicio del poder. El 6 de junio las y los jóvenes sí participamos, sí levantamos la voz y sí salimos a votar.

* Presidente de la FEU

twitter @JavierArmentaMX

Facebook. Javier Armenta @JArmentaMX

Javier Armenta Araiza


Foto: Cortesía | Javier Armenta


No hay fecha que no llegue ni plazo que no se cumpla. Llegamos al 6 de junio con la firme convicción de ejercer nuestro derecho de elegir a nuestros representantes, de ser partícipes de la democracia. Conscientes de la importancia del encuentro con las urnas, durante semanas nos preparamos para ese día ejercer un voto informado.

Se ha dicho que los jóvenes somos el rango de edad con menor participación en las elecciones, es decir, que se abstienen de ir a votar. La explicación para este fenómeno tiene que ver con que uno no valora lo que no le cuesta; la lucha de hace muchos años contra el régimen era para que efectivamente el voto contara, ahora aunque aún existen vicios muy desafortunados como la compra de votos, nuestra generación ya no padece la lucha que las generaciones pasadas vivieron en carne propia, para ellos el que el voto sí cuente representa un logro después de una lucha de años que incluso costó vidas. Para esa generación salir a votar significa defender la democracia que tanto les costó ganar. Por el contrario, nuestra generación encuentra un desdén por el ejercicio del voto porque no cumple sus expectativas, porque no conocen el trasfondo, no sintieron la lucha.

Si bien es cierto que estadísticamente nuestra generación es menos participativa, no es menos cierto que vinimos a enriquecer la democracia. Nuestra generación ha tenido mayores manifestaciones políticas más allá de lo electoral. Y en cuanto a ejercer el voto, las y los jóvenes han propiciado el voto cruzado, este tipo de voto hace que de verdad se cuestione a cada candidato y candidata, y evita el voto por cascada por un solo partido. Esto es una evidencia de que la ciudadanía cada vez busca informarse más y si esto se vuelve un hábito transgeneracional estaremos más cerca de que el voto informado de la mayoría sea una realidad. Ese es el principal legado que las juventudes aspiramos conseguir: el voto informado y la participación electoral.

Hoy también quiero hablar de un proyecto que desmintió el dicho de que “a los jóvenes no les interesa la política”. Durante las campañas electorales, desde la Federación de Estudiantes Universitarios, con apoyo de Canal 44 y el Instituto Electoral de Participación Ciudadana del Estado de Jalisco, creamos el programa #Patícipes, y como parte de él, armamos los foros #FueraDelCírculo. Estos debates tenían una particularidad, los temas que se tocaban eran los que más nos importan a las juventudes. Y es que ¿qué ciudad pretenden gobernar cuando nos han arrebatado las áreas verdes y cada vez hay peores problemas de escasez de agua? La discusión sobre la defensa del medio ambiente debía estar en los debates. Las y los jóvenes queríamos saber cuáles candidatos realmente se comprometían con esta defensa.

Hoy podemos afirmar que el programa #Partícipes fue un éxito, que las y los jóvenes pueden organizar foros dentro y fuera de la AMG, y resolver los problemas que ocurrían sobre la marcha. Pues no solo una vez nos encontramos con candidatas y candidatos que rechazaban asistir a los debates, que rechazaban entablar un diálogo con las juventudes. A pesar de las negativas nunca perdimos el interés de informar, de acercar las propuestas de las diversas candidaturas para que las y los jóvenes pudieran conocer, analizar, comparar y el 6 de junio emitir un voto informado. Y gracias a esa perseverancia y dedicación podemos decir que entre los grandes logros de #Partícipes está el haber realizado el debate entre los candidatos y candidatas a la alcaldía de Guadalajara y de Tonalá.

Hoy, las y los jóvenes son parte de la historia democrática del estado, hemos demostrado que la democracia la construimos todas y todos, que la apatía no puede ganar; que si bien nacimos ya en una democracia, somos la generación que ha desterrado las prácticas antidemocráticas. En esta jornada electoral, la gran sorpresa es el voto cruzado que cada vez cobra mayor fuerza porque las juventudes somos más críticas del ejercicio del poder. El 6 de junio las y los jóvenes sí participamos, sí levantamos la voz y sí salimos a votar.

* Presidente de la FEU

twitter @JavierArmentaMX

Facebook. Javier Armenta @JArmentaMX