/ jueves 5 de mayo de 2022

Mariangel Coghlan define los siete puntos básicos para el hogar perfecto

La interiorista mexicana presentó su más reciente libro titulado Hogares luminosos y alegres donde reflexiona sobre el valor de los espacios

Después de 25 años de carrera dentro del ámbito del diseño de espacios, Mariangel Coghlan se consolida como una de las figuras más importantes del interiorismo, y lo celebra con su más reciente libro Hogares luminosos y alegres (Numen) donde además de mostrar lo más reciente de su obra, invita reflexionar sobre lo importante que es dignificar el lugar donde vivimos.

En las páginas de esta obra, Coghlan crea un contenido que va más allá de superficialidad; va en busca de esos elementos que hacen de nuestro existir una gran historia rodeada de los detalles básicos, que complementan un mundo creado por nosotros mismos en el que sólo existe una regla básica: Ser feliz.

“Es mi segundo libro después de Hogares reinventando espacios. En este, titulado Hogares luminosos y alegres, escribí sobre siete criterios básicos para tener un hogar y lograr que tu casa no sea sólo un espacio, sino un lugar donde exista identidad, sencillez, elegancia, optimismo, ilusión, serenidad y gratitud. Se trata de un análisis de lo que cada una de estas palabras significa y cómo se aplican en la casa para disfrutarla por completo”, explica la arquitecta, especializada en interiorismo.

Se trata de sus reflexiones y su filosofía sobre el hogar, lo que representa para cada ser humano y donde expresa sus emociones, a la vez que descubre la forma en que puede concebir a cada rincón como el refugio prefecto.

Identidad

“Lo primero es entender quién eres, con qué te identificas, qué cosas te gustan. Una vez que reflexionas cuáles son tus afinidades, comienza el punto de partida para empezar a crear un concepto. Nosotros debemos entender a los clientes para diseñar porque sabemos que cada persona es única, irrepetible e inigualable, cada familia y ser humano tiene su propia historia”, afirma Coghlan.

Hogares reinventando espacios / Cortesía | Mariangel Coghlan

Para dar paso al segundo tema cita a Davinci: “La simplicidad es la máxima sofisticación”.

Sencillez

“Para mí lograr un espacio sencillo es algo complejo. Coincido con Leonardo Davinci porque aprender a elegir lo que necesitamos no es fácil, tenerlo todo no es lo ideal, debes tener lo que va de acuerdo contigo”.

Elegancia

“El sinónimo de elegancia no es tener lo más ostentoso y atiborrar los espacios, hay que saber cuáles son tus identidades, lo que te hace feliz. Cada familia tiene gustos distintos lo interesante del diseño es que puedes aprender de otros gustos y afinidades y eso te va enriqueciendo a ti y personalmente a todos los que hacemos diseño”.

Hogares luminosos y alegres / Cortesía | Mariangel Coghlan

Optimismo

“Debes enfocarte en las cosas buenas cosas que te pasan no en las otras; si te enfocas en las posibilidades que tiene tu espacio y no en las que le faltan como querer vista al mar o tener una alberca, cuando esto no es posible, no podrás vivir a gusto. Debes enfocarte en lo bueno y en lo que tienes para entonces mejorarlo. Hay ciertas cosas que no se pueden cambiar pero debes agradecerlas, no estar suspirando por lo que hace falta”.

Ilusión

“Es muy importante que exista la ilusión de sentirte feliz por llegar a tu casa. Para eso hay que invertir tiempo, dinero y esfuerzo, y al hablar de invertir no me refiero a millones, sino invertir tiempo, pensar cómo la ordeno, cómo la hago más acogedora”.

Diseño de espacios / Cortesía | Mariangel Coghlan

Serenidad

“Es algo que todos necesitamos y en lo que tenemos que pensar cuando creamos el espacio para que sea un remanso del mundo en el que vivimos. Un espacio en el que podamos pensar en ¿quiénes somos? y ¿qué queremos? Estas preguntas son muy importantes en la vida, además de saber ¿cuál es mi propósito?, ¿a dónde voy? Estoy convencida de que el espacio en donde vives te debe llevar a ser feliz, productivo.

“Con nuestro trabajo contribuimos a hacer un mundo más bello. Dostoievski decía que la belleza está en salvar al mundo y el crear espacios bellos nos hace ser más felices”.

Gratitud

“Todos estos temas de los que he ido hablando conforman lo que sería ser feliz, porque al final hacemos espacios para que la gente viva feliz, cuando te identificas con el espacio y te invita al optimismo, a la ilusión y los demás conceptos logras áreas de reflexión donde tendrás una vida plena”.

En este punto, Mariangel toca el tema de la pandemia por Covid-19, cuando el confinamiento nos hizo más sensibles como seres humanos y revalorizamos cada área en la que vivimos para hacerla mucho más funcional, cómoda y con lo necesario para estar en paz.

La obra muestra fotografías de nueve proyectos en los que aparecen salas, comedores, terrazas / Cortesía | Mariangel Coghlan

“A principios del 2020 cuando nos vimos obligados a encerrarnos, nos dimos cuenta de que el día a día ir y regresa al trabajo, no nos permitía apreciar el valor que tenía cada cosa que existía en un sitio tan importante que es donde vivimos, nos volvimos diseñadores de espacios creando nuestro propio refugio y agradeciendo aún más lo que tenemos”.

La experta dice que, “el secreto del buen gusto es vivir en orden, en todos los sentidos, la jerarquía de valores es básica al igual que tener cada cosa en su lugar. Cuando desechas lo que no necesitas tu vida cambia”.

Además, invita a no tener miedo a la hora de rediseñar o remodelar cualquier área de la casa, desde el color hasta los accesorios y complementos.

➡️ Suscríbete a nuestro Newsletter y recibe las notas más relevantes en tu correo

“Hay que atreverse a probar, no hay colores feos, todos los colores son lindos, hay combinaciones afortunada y otras no, pero probando se puede lograr. Actualmente hay muchas herramientas que te pueden ayudar. Puedes empezar probando con flores, cojines, un tapete y eso puede ampliar tu visión. Para mí el buen gusto es tener lo que necesitas y que vaya con tu identidad y no con el exceso. Al tener lo que me gusta y me hace feliz hay buen gusto, o cuando depuras y tienes las cosas necesarias el espacio se transforma. Desecha el típico arreglo de la boda de la tía, dáselo a una persona que le haga feliz”.

La obra muestra fotografías de nueve proyectos en los que aparecen salas, comedores, terrazas y otros espacios al aire libre como albercas, además de casas en playa y en la ciudad.

Después de 25 años de carrera dentro del ámbito del diseño de espacios, Mariangel Coghlan se consolida como una de las figuras más importantes del interiorismo, y lo celebra con su más reciente libro Hogares luminosos y alegres (Numen) donde además de mostrar lo más reciente de su obra, invita reflexionar sobre lo importante que es dignificar el lugar donde vivimos.

En las páginas de esta obra, Coghlan crea un contenido que va más allá de superficialidad; va en busca de esos elementos que hacen de nuestro existir una gran historia rodeada de los detalles básicos, que complementan un mundo creado por nosotros mismos en el que sólo existe una regla básica: Ser feliz.

“Es mi segundo libro después de Hogares reinventando espacios. En este, titulado Hogares luminosos y alegres, escribí sobre siete criterios básicos para tener un hogar y lograr que tu casa no sea sólo un espacio, sino un lugar donde exista identidad, sencillez, elegancia, optimismo, ilusión, serenidad y gratitud. Se trata de un análisis de lo que cada una de estas palabras significa y cómo se aplican en la casa para disfrutarla por completo”, explica la arquitecta, especializada en interiorismo.

Se trata de sus reflexiones y su filosofía sobre el hogar, lo que representa para cada ser humano y donde expresa sus emociones, a la vez que descubre la forma en que puede concebir a cada rincón como el refugio prefecto.

Identidad

“Lo primero es entender quién eres, con qué te identificas, qué cosas te gustan. Una vez que reflexionas cuáles son tus afinidades, comienza el punto de partida para empezar a crear un concepto. Nosotros debemos entender a los clientes para diseñar porque sabemos que cada persona es única, irrepetible e inigualable, cada familia y ser humano tiene su propia historia”, afirma Coghlan.

Hogares reinventando espacios / Cortesía | Mariangel Coghlan

Para dar paso al segundo tema cita a Davinci: “La simplicidad es la máxima sofisticación”.

Sencillez

“Para mí lograr un espacio sencillo es algo complejo. Coincido con Leonardo Davinci porque aprender a elegir lo que necesitamos no es fácil, tenerlo todo no es lo ideal, debes tener lo que va de acuerdo contigo”.

Elegancia

“El sinónimo de elegancia no es tener lo más ostentoso y atiborrar los espacios, hay que saber cuáles son tus identidades, lo que te hace feliz. Cada familia tiene gustos distintos lo interesante del diseño es que puedes aprender de otros gustos y afinidades y eso te va enriqueciendo a ti y personalmente a todos los que hacemos diseño”.

Hogares luminosos y alegres / Cortesía | Mariangel Coghlan

Optimismo

“Debes enfocarte en las cosas buenas cosas que te pasan no en las otras; si te enfocas en las posibilidades que tiene tu espacio y no en las que le faltan como querer vista al mar o tener una alberca, cuando esto no es posible, no podrás vivir a gusto. Debes enfocarte en lo bueno y en lo que tienes para entonces mejorarlo. Hay ciertas cosas que no se pueden cambiar pero debes agradecerlas, no estar suspirando por lo que hace falta”.

Ilusión

“Es muy importante que exista la ilusión de sentirte feliz por llegar a tu casa. Para eso hay que invertir tiempo, dinero y esfuerzo, y al hablar de invertir no me refiero a millones, sino invertir tiempo, pensar cómo la ordeno, cómo la hago más acogedora”.

Diseño de espacios / Cortesía | Mariangel Coghlan

Serenidad

“Es algo que todos necesitamos y en lo que tenemos que pensar cuando creamos el espacio para que sea un remanso del mundo en el que vivimos. Un espacio en el que podamos pensar en ¿quiénes somos? y ¿qué queremos? Estas preguntas son muy importantes en la vida, además de saber ¿cuál es mi propósito?, ¿a dónde voy? Estoy convencida de que el espacio en donde vives te debe llevar a ser feliz, productivo.

“Con nuestro trabajo contribuimos a hacer un mundo más bello. Dostoievski decía que la belleza está en salvar al mundo y el crear espacios bellos nos hace ser más felices”.

Gratitud

“Todos estos temas de los que he ido hablando conforman lo que sería ser feliz, porque al final hacemos espacios para que la gente viva feliz, cuando te identificas con el espacio y te invita al optimismo, a la ilusión y los demás conceptos logras áreas de reflexión donde tendrás una vida plena”.

En este punto, Mariangel toca el tema de la pandemia por Covid-19, cuando el confinamiento nos hizo más sensibles como seres humanos y revalorizamos cada área en la que vivimos para hacerla mucho más funcional, cómoda y con lo necesario para estar en paz.

La obra muestra fotografías de nueve proyectos en los que aparecen salas, comedores, terrazas / Cortesía | Mariangel Coghlan

“A principios del 2020 cuando nos vimos obligados a encerrarnos, nos dimos cuenta de que el día a día ir y regresa al trabajo, no nos permitía apreciar el valor que tenía cada cosa que existía en un sitio tan importante que es donde vivimos, nos volvimos diseñadores de espacios creando nuestro propio refugio y agradeciendo aún más lo que tenemos”.

La experta dice que, “el secreto del buen gusto es vivir en orden, en todos los sentidos, la jerarquía de valores es básica al igual que tener cada cosa en su lugar. Cuando desechas lo que no necesitas tu vida cambia”.

Además, invita a no tener miedo a la hora de rediseñar o remodelar cualquier área de la casa, desde el color hasta los accesorios y complementos.

➡️ Suscríbete a nuestro Newsletter y recibe las notas más relevantes en tu correo

“Hay que atreverse a probar, no hay colores feos, todos los colores son lindos, hay combinaciones afortunada y otras no, pero probando se puede lograr. Actualmente hay muchas herramientas que te pueden ayudar. Puedes empezar probando con flores, cojines, un tapete y eso puede ampliar tu visión. Para mí el buen gusto es tener lo que necesitas y que vaya con tu identidad y no con el exceso. Al tener lo que me gusta y me hace feliz hay buen gusto, o cuando depuras y tienes las cosas necesarias el espacio se transforma. Desecha el típico arreglo de la boda de la tía, dáselo a una persona que le haga feliz”.

La obra muestra fotografías de nueve proyectos en los que aparecen salas, comedores, terrazas y otros espacios al aire libre como albercas, además de casas en playa y en la ciudad.

Local

Covid-19: Llegan a Jalisco primeras dosis para menores de 5 a 11 años

Son 132 mil dosis pediátricas de la farmacéutica Pfizer-BioNTech que serán aplicadas este lunes

Local

Influenza: Reportan 7 casos nuevos; van 48 en este 2022

La Secretaría de Salud Jalisco hizo un llamado a la población a seguir las medidas preventivas

Policiaca

El Salto: Imputan a 5 de los participantes en el tiroteo que dejó 13 muertos

El miércoles pasado la colonia Los Minerales, de El Salto, presenció un fuerte enfrentamiento

Sociedad

Sindicato petrolero exige plazas en refinería Dos Bocas

Los integrantes del sindicato petrolero, exigieron que la basificación no fuera a través del sistema Asiste

Mundo

Ante anulación del aborto, EU teme actividad extremista

Activistas marchan por segundo día contra la anulación a la protección de la interrupción del embarazo

Gossip

Mar Solís, la heredera del talento del Buki

Mar hace su debut como cantautora en inglés y español; dice que aprendió de su padre la tenacidad

Gossip

Homenajean a la productora Carla Estrada

Con una exposición fotográfica de sus telenovelas que se inaugura este domingo, la Fundación Grandes Valores de México y América Latina destaca su trayectoria

Gossip

Siete veces adiós se presentaría solo unas semanas: ya lleva 77 funciones

El musical que ofrecería sólo 50 fechas, se ha mantenido con lleno total; develaron la placa cinco padrinos de lujo

Sociedad

Colectivos de buscadoras sin garantía de mecanismo de protección

El objetivo que tienen los integrantes de los colectivos es claro y no abandonarán su tarea para dar con sus seres queridos