imagotipo

Atacan con armas largas a cuatro custodios del penal de máxima seguridad de Puente Grande

  • Elizabeth Ibal Rocha
  • en Policía

Cuatro custodios del Centro Federal de Readaptación Social (Cefereso) número dos de Occidente, de Puente Grande, Jalisco fueron agredidos a balazos cuando se encontraban en una tienda de abarrotes consumiendo bebidas y alimentos, los agresores quienes llegaron en un vehículo de modelo reciente les dispararon con armas largas y después huyeron. Dos de los guardias del penal se reportan en estado grave y dos leves al momento de ser canalizados a los hospitales; mientras recibía atención, uno de ellos murió.

Eran las 12:38 horas cuando un vehículo Nissan Tiida, de color blanco arribó este jueves al cruce de San Francisco y Los Pinos, en la colonia San Francisco de la Soledad a 200 metros del ingreso al reclusorio federal que se ubica por la carretera libre a El Salto y descendieron tres masculinos que portaban armas largas, los cuales dispararon en contra de los cuatro elementos de custodia.

Los cuatro, quienes se encontraban de descanso e ingiriendo bebidas y alimentos en una tienda, fueron alcanzados por las balas disparadas por fusiles de asalto. Vecinos de la zona de inmediato dieron aviso a las autoridades, a las cuales también les solicitaron apoyo médico para su atención.

En ambulancias de la Cruz Verde Tonalá, fueron trasladados a dos diferentes nosocomios. De manera parcial se sabe que los guardias del penal de máxima seguridad de Jalisco, tenían edades de 26, 41 y 52 años, además de que eran vecinos de la zona, sin embargo su identidad no ha sido dada a conocer.

Mientras uno de ellos era atendido en la Cruz Verde Marcos Montero dejó de existir a consecuencia de las heridas causadas. En tanto que sus tres compañeros fueron trasladados a un hospital del Seguro Social, para que recibieran atención médica de urgencia.

Las causas que motivaron la agresión directa, se desconocen, pero ya son investigados por la Fiscalía General de Jalisco. El Cefereso número dos en el que laboran los agredidos ha albergado a importantes reos como Joaquín “El Chapo” Guzmán Loera, de donde se fugó por primera vez y en su momento también estuvo ahí recluido Mario Aburto Martínez, asesino confeso de Luis Donaldo Colosio, entre otros delincuentes de alta peligrosidad.