/ miércoles 25 de mayo de 2022

¿Harto del calor? Conoce las bebidas prehispánicas mexicanas que te pueden refrescar

El maíz, el chile y el cacao son de los ingredientes principales que figuran en muchas bebidas con antecedentes milenarios

Cuando el clima está muy soleado nada mejor que beber algo bien frío, puede ser una cerveza, un refresco o un agua de sabor, pero nada mejor que se trate de unas bebidas prehispánicas mexicanas que siguen presentes en varios lugares de la República Mexicana y que detrás tienen una historia.

El maíz, el chile y el cacao son de los ingredientes principales que figuran en todas las cocinas regionales de México, sin lugar a duda, emblemáticos protagonistas que, además del agave y otros ingredientes, también tienen presencia en muchas bebidas con antecedentes milenarios que actualmente siguen consumiéndose en diferentes regiones de nuestro país.

Podría interesarte → Tejuino, una bebida que enamora

Si deseas probar algo más singular en esta temporada de calor, te dejamos una lista con las bebidas prehispánicas más importantes que no te puedes perder y que debes de disfrutar bien frías:

Pozol

Una de las bebidas más famosas de los estados del sureste del país, es el famoso pozol, cuyo nombre significa “con espuma” en náhualt, un líquido refrescante elaborado a base de una masa de maíz blanco cocido, molido y disuelto en agua, al que pueden agregarse otros ingredientes como azúcar, cacao, achiote, cacahuates e incluso sal y chile. Chiapas es el mayor exponente de pozol.


Chilate

Del sur del país nos vamos hasta el estado de Guerrero con una bebida muy popular y refrescante llamada Chilate, misma que su traducción literal del náhuatl es “agua de chile”; esta se elabora con masa de maíz tostado, chile seco, cacao y agua, además de que algunas otras variantes pueden contener canela y piloncillo o sustituir el maíz por arroz molido.


Tascalate

Si te despertaste cansado, sin mucho ánimo de empezar el día y arrastrando los pies, no hay nada mejor que un tascalate, una bebida típica chiapaneca, preparada a base de maíz, cacao, achiote y canela, cuyo consumo data desde la época prehispánica. Se acostumbra a servirse frío y hoy en día el polvo también se empaqueta para su comercialización, por lo que puedes ahorrarte la preparación artesanal y encontrarlo en tiendas de autoservicio, mercados de productos típicos mexicanos o incluso en línea.


Tesgüino

El tesgüino es una bebida alcohólica que se obtiene de granos de maíz germinados, molidos y fermentados. Diferentes grupos étnicos como los yaquis y los pimas de Sonora, lo consumen, también lo hacen los tarahumaras de Chihuahua, los guarijíos de Chihuahua y Sonora, los tepehuanes de Durango, los huicholes de Jalisco y Nayarit y los zapotecos de Oaxaca; así como en Colima y en Aguascalientes.


Foto: Cortesía | Portal web laroussecocina.mx

Pulque

Finalmente, en esta lista no puede faltar el pulque, una bebida que en tiempos prehispánicos su consumo era exclusivo de la clase sacerdotal durante los rituales celebrados en honor a Mayahuel, Ometochtli y Tepoztécatl. Su proceso de elaboración es bastante complejo, pero en términos generales se obtiene de la fermentación del aguamiel del Agave salmiana. Actualmente, solo o curado, lo puedes disfrutar mejor bien frío.


Foto: Cuartoscuro





Nota publicada en El Sol de Puebla

Cuando el clima está muy soleado nada mejor que beber algo bien frío, puede ser una cerveza, un refresco o un agua de sabor, pero nada mejor que se trate de unas bebidas prehispánicas mexicanas que siguen presentes en varios lugares de la República Mexicana y que detrás tienen una historia.

El maíz, el chile y el cacao son de los ingredientes principales que figuran en todas las cocinas regionales de México, sin lugar a duda, emblemáticos protagonistas que, además del agave y otros ingredientes, también tienen presencia en muchas bebidas con antecedentes milenarios que actualmente siguen consumiéndose en diferentes regiones de nuestro país.

Podría interesarte → Tejuino, una bebida que enamora

Si deseas probar algo más singular en esta temporada de calor, te dejamos una lista con las bebidas prehispánicas más importantes que no te puedes perder y que debes de disfrutar bien frías:

Pozol

Una de las bebidas más famosas de los estados del sureste del país, es el famoso pozol, cuyo nombre significa “con espuma” en náhualt, un líquido refrescante elaborado a base de una masa de maíz blanco cocido, molido y disuelto en agua, al que pueden agregarse otros ingredientes como azúcar, cacao, achiote, cacahuates e incluso sal y chile. Chiapas es el mayor exponente de pozol.


Chilate

Del sur del país nos vamos hasta el estado de Guerrero con una bebida muy popular y refrescante llamada Chilate, misma que su traducción literal del náhuatl es “agua de chile”; esta se elabora con masa de maíz tostado, chile seco, cacao y agua, además de que algunas otras variantes pueden contener canela y piloncillo o sustituir el maíz por arroz molido.


Tascalate

Si te despertaste cansado, sin mucho ánimo de empezar el día y arrastrando los pies, no hay nada mejor que un tascalate, una bebida típica chiapaneca, preparada a base de maíz, cacao, achiote y canela, cuyo consumo data desde la época prehispánica. Se acostumbra a servirse frío y hoy en día el polvo también se empaqueta para su comercialización, por lo que puedes ahorrarte la preparación artesanal y encontrarlo en tiendas de autoservicio, mercados de productos típicos mexicanos o incluso en línea.


Tesgüino

El tesgüino es una bebida alcohólica que se obtiene de granos de maíz germinados, molidos y fermentados. Diferentes grupos étnicos como los yaquis y los pimas de Sonora, lo consumen, también lo hacen los tarahumaras de Chihuahua, los guarijíos de Chihuahua y Sonora, los tepehuanes de Durango, los huicholes de Jalisco y Nayarit y los zapotecos de Oaxaca; así como en Colima y en Aguascalientes.


Foto: Cortesía | Portal web laroussecocina.mx

Pulque

Finalmente, en esta lista no puede faltar el pulque, una bebida que en tiempos prehispánicos su consumo era exclusivo de la clase sacerdotal durante los rituales celebrados en honor a Mayahuel, Ometochtli y Tepoztécatl. Su proceso de elaboración es bastante complejo, pero en términos generales se obtiene de la fermentación del aguamiel del Agave salmiana. Actualmente, solo o curado, lo puedes disfrutar mejor bien frío.


Foto: Cuartoscuro





Nota publicada en El Sol de Puebla

Policiaca

Mueren tres personas en la carretera a Chapala

Fallecieron el conductor, el copiloto y un niño que viajaba en los asientos traseros

Local

Supera el AMG a 74 metrópolis del país con evaluación de la ONU como Ciudades Sostenibles

La Perla Tapatía obtuvo un puntaje general de 67.59, colocándose en el primer lugar por su buen desempeño en acción por el clima

Local

Debate | ¿Te alcanzan los ingresos que tienes en casa? ¿Qué compras y qué has dejado de comprar?

No alcanzan los ingresos, en casa ya solo compramos lo básico: Padre de tres hijos

Deportes

¡John Cena está de fiesta! El más grande de la WWE cumple 20 años como profesional

John Cena se posicionó por ser una de las figuras más rentables en el cuadrilátero y a nivel marketing

Futbol

Abollaron la corona del bicampeón: Cruz Azul vence a Atlas y se lleva la Supercopa

El equipo cementero pudo ganar en tiempo regular, pero los Rojinegros alargaron a penaltis con mucha furia y de último minuto

Política

Reunión con Gertz no fue para discutir supuestos audios filtrados, afirma Presidencia

El presidente López Obrador sostuvo que la reunión del viernes pasado con el fiscal general, Alejandro Gertz Manero, fue para discutir asuntos de interés público

Finanzas

Importaciones petroleras amplían déficit en balanza comercial de México

Con este resultado, México suma 14 meses de resultados deficitarios en comercio exterior desde marzo del año pasado

Mundo

[Podcast] Las claves del mundo | El hambre como arma de guerra

El hambre ha sido utilizada como un arma de guerra que no ha sido regulada por el derecho internacional

Sociedad

UNAM anuncia regreso a clases presenciales para ciclo escolar 2022-2023

La máxima casa de estudios tomó esta decisión gracias a la inmunidad que la población ha alcanzado por la combinación de vacunas y contagios previos