/ martes 2 de junio de 2020

Todos a trabajar

En estos días todos tenemos que trabajar, de acuerdo a los datos del INEGI doce millones de personas han dejado de trabajar y según estos datos las personas ni siquiera se esfuerzan por tener un empleo, lo que nos pone en una situación vulnerable a nivel nacional, doce millones de personas en edad productiva que carecen de trabajo engrosan las filas del desempleo y este a la vez de la pobreza.

El coronavirus y sus efectos no han terminado, las consecuencias se verán en los próximos días si no se toman las medidas para disminuir los riesgos de contagiarnos, algunas industrias del ramo automotriz, de la construcción y cerveceras, de manera paulatina comienzan a abrir los turnos de trabajo, sus empleados fueron descansados y otros más despedidos conforme a la capacidad económica de las empresas, en este fenómeno de confinamiento que los mexicanos no habíamos experimentado según la historia de México.

El trabajo, la industria y el comercio son importantes para la vida de las personas, el desempleo es una de las peores tragedias del ser humano, ya que no hay cosa más terrible para la persona que el carecer de empleo, el no tener el dinero para llevarlo a su familia; ese dinero producto de su trabajo que en términos laborales se llama salario, el mismo es una bendición para comprar el pan de cada día, así el trabajo se puede considerar como sagrado dentro de la fuente de empleo, los mismos deben de conservarse para el desarrollo armónico y económico de la familia.

La industria, la empresa y el trabajo son partes fundamentales para el crecimiento del producto interno bruto, son generadores de riqueza e impuestos, las cargas impositivas se pagan al Estado por los empresarios, estos contribuyen a la riqueza de la Nación, así la falta de actividad económica genera parálisis y esta ocasiona pobreza, la que se está viviendo en el territorio nacional, tengamos o no otros datos, ya que lo único que vemos en las calles de la ciudad, es la enorme cantidad de seres humanos que estiran su mano para recibir una moneda, con la voz de pedir una ayuda para su comida.

Entrar a la fase cero de una reactivación económica en el Estado de Jalisco, es dar la oportunidad a los empresarios y trabajadores de generar riqueza en el Estado, de dar la confianza a la compra-venta, a los créditos, sin más control que la confianza entre el empresario y sus clientes, entre los empresarios y sus trabajadores y eliminar el aparato burocrático de las inspecciones del trabajo estableciendo una política laboral flexible para no crear conflictos jurídicos laborales que con la apertura de la Junta de Conciliación y Arbitraje las demandas laborales crecerán si no se da la flexibilidad del Estado para poner en marcha a las empresas y negocios que muchos cerraron porque no soportaron los gastos que a diario se generaron por cerca de tres meses de confinamiento, pero la esperanza de conservar un empleo nos pone a todos a trabajar para el bienestar de nuestras familias.

* Profesor de Derecho de la UdeG.

* Miembro fundador de la Asociación Nacional de Doctores en Derecho. Capítulo Jalisco

antonio_dejesus@hotmail.com

twitter@mendozaAntoio

En estos días todos tenemos que trabajar, de acuerdo a los datos del INEGI doce millones de personas han dejado de trabajar y según estos datos las personas ni siquiera se esfuerzan por tener un empleo, lo que nos pone en una situación vulnerable a nivel nacional, doce millones de personas en edad productiva que carecen de trabajo engrosan las filas del desempleo y este a la vez de la pobreza.

El coronavirus y sus efectos no han terminado, las consecuencias se verán en los próximos días si no se toman las medidas para disminuir los riesgos de contagiarnos, algunas industrias del ramo automotriz, de la construcción y cerveceras, de manera paulatina comienzan a abrir los turnos de trabajo, sus empleados fueron descansados y otros más despedidos conforme a la capacidad económica de las empresas, en este fenómeno de confinamiento que los mexicanos no habíamos experimentado según la historia de México.

El trabajo, la industria y el comercio son importantes para la vida de las personas, el desempleo es una de las peores tragedias del ser humano, ya que no hay cosa más terrible para la persona que el carecer de empleo, el no tener el dinero para llevarlo a su familia; ese dinero producto de su trabajo que en términos laborales se llama salario, el mismo es una bendición para comprar el pan de cada día, así el trabajo se puede considerar como sagrado dentro de la fuente de empleo, los mismos deben de conservarse para el desarrollo armónico y económico de la familia.

La industria, la empresa y el trabajo son partes fundamentales para el crecimiento del producto interno bruto, son generadores de riqueza e impuestos, las cargas impositivas se pagan al Estado por los empresarios, estos contribuyen a la riqueza de la Nación, así la falta de actividad económica genera parálisis y esta ocasiona pobreza, la que se está viviendo en el territorio nacional, tengamos o no otros datos, ya que lo único que vemos en las calles de la ciudad, es la enorme cantidad de seres humanos que estiran su mano para recibir una moneda, con la voz de pedir una ayuda para su comida.

Entrar a la fase cero de una reactivación económica en el Estado de Jalisco, es dar la oportunidad a los empresarios y trabajadores de generar riqueza en el Estado, de dar la confianza a la compra-venta, a los créditos, sin más control que la confianza entre el empresario y sus clientes, entre los empresarios y sus trabajadores y eliminar el aparato burocrático de las inspecciones del trabajo estableciendo una política laboral flexible para no crear conflictos jurídicos laborales que con la apertura de la Junta de Conciliación y Arbitraje las demandas laborales crecerán si no se da la flexibilidad del Estado para poner en marcha a las empresas y negocios que muchos cerraron porque no soportaron los gastos que a diario se generaron por cerca de tres meses de confinamiento, pero la esperanza de conservar un empleo nos pone a todos a trabajar para el bienestar de nuestras familias.

* Profesor de Derecho de la UdeG.

* Miembro fundador de la Asociación Nacional de Doctores en Derecho. Capítulo Jalisco

antonio_dejesus@hotmail.com

twitter@mendozaAntoio

martes 21 de julio de 2020

Los consejeros del INE

martes 14 de julio de 2020

Pisoteando la ley

miércoles 08 de julio de 2020

Un presidente de México en los EU

martes 30 de junio de 2020

A un año de la Guardia Nacional

martes 23 de junio de 2020

Si yo fuera diputado

martes 16 de junio de 2020

Observador ciudadano

martes 09 de junio de 2020

Política y represión

martes 02 de junio de 2020

Todos a trabajar

martes 19 de mayo de 2020

Reactivar la economía

Cargar Más