/ jueves 16 de septiembre de 2021

Por un seguro de desempleo


Gustavo Macías Zambrano




La pandemia trajo una de las mayores crisis económicas de los últimos 100 años. En 2020 cerca de 12 millones de personas fueron impedidos de realizar su trabajo y/o perdieron su empleo. La crisis tuvo un impacto en la informalidad y en el empleo formal. Esta situación fue un elemento más de la crisis atípica que vivimos. Señalo lo anterior, porque por ejemplo en las crisis recientes de 1995 o 2008, la informalidad se volvió una válvula de escape a la problemática laboral.

La mayor parte de la población afectada se concentró en personas entre los 25 y 44 años. Sin embargo, las personas que más tardan en encontrar trabajo están el grupo de 45 a 64 años de edad. El tiempo estimado es de más de 6 meses y hasta un año.

Esta problemática social no se presentó únicamente en las grandes ciudades, en el distrito que represento, por ejemplo; se encuentra el corredor industrial-turístico de la ruta del tequila. La pandemia provocó el cierre de fábricas, hoteles, restaurantes y recorridos turísticos. Toda esta población se vio severamente afectada en sus ingresos. Familias completas dejaron de tener ingresos durante los meses que permanecieron sin operar las diversas actividades.

Por esta razón, el Grupo Parlamentario de Acción Nacional en la Cámara de Diputados ha presentado una iniciativa que reforma la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos y adiciona el artículo 43 bis de la Ley Federal del Trabajo para crear el SEGURO DE DESEMPLEO, en caso de emergencias sanitarias y contingencias económicas.

Para Acción Nacional es fundamental que cada trabajador cuente con un seguro de desempleo como un derecho constitucional. Esto implicaría que cada trabajador reciba por lo menos cuatro mil, 402 pesos al mes durante cuatro meses, es decir un acumulado de 13 mil 396 pesos como mínimo.

Cuando hablamos de empleo , hablamos de familias enteras afectadas, millones de personas que pierden la fuente de ingresos que les permite alimentarse.

La mayoría de la población afectada han sido mujeres, mujeres que también han tenido que asumir la responsabilidad de cuidar a sus hijos, ante el cierre de las escuelas durante más de un año. La crisis ha golpeado a nuestras familias y Acción Nacional tiene como prioridad a la familia.

En el PAN queremos que las escenas dramáticas que vivieron las familias en México por perder un empleo, no se vuelva a repetir. Un gobierno preocupado por la gente debe enfocarse en que la población tenga esperanza de salir adelante y no en la pesadilla que viven actualmente 12 millones de mexicanos.

* Diputado federal PAN


Gustavo Macías Zambrano




La pandemia trajo una de las mayores crisis económicas de los últimos 100 años. En 2020 cerca de 12 millones de personas fueron impedidos de realizar su trabajo y/o perdieron su empleo. La crisis tuvo un impacto en la informalidad y en el empleo formal. Esta situación fue un elemento más de la crisis atípica que vivimos. Señalo lo anterior, porque por ejemplo en las crisis recientes de 1995 o 2008, la informalidad se volvió una válvula de escape a la problemática laboral.

La mayor parte de la población afectada se concentró en personas entre los 25 y 44 años. Sin embargo, las personas que más tardan en encontrar trabajo están el grupo de 45 a 64 años de edad. El tiempo estimado es de más de 6 meses y hasta un año.

Esta problemática social no se presentó únicamente en las grandes ciudades, en el distrito que represento, por ejemplo; se encuentra el corredor industrial-turístico de la ruta del tequila. La pandemia provocó el cierre de fábricas, hoteles, restaurantes y recorridos turísticos. Toda esta población se vio severamente afectada en sus ingresos. Familias completas dejaron de tener ingresos durante los meses que permanecieron sin operar las diversas actividades.

Por esta razón, el Grupo Parlamentario de Acción Nacional en la Cámara de Diputados ha presentado una iniciativa que reforma la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos y adiciona el artículo 43 bis de la Ley Federal del Trabajo para crear el SEGURO DE DESEMPLEO, en caso de emergencias sanitarias y contingencias económicas.

Para Acción Nacional es fundamental que cada trabajador cuente con un seguro de desempleo como un derecho constitucional. Esto implicaría que cada trabajador reciba por lo menos cuatro mil, 402 pesos al mes durante cuatro meses, es decir un acumulado de 13 mil 396 pesos como mínimo.

Cuando hablamos de empleo , hablamos de familias enteras afectadas, millones de personas que pierden la fuente de ingresos que les permite alimentarse.

La mayoría de la población afectada han sido mujeres, mujeres que también han tenido que asumir la responsabilidad de cuidar a sus hijos, ante el cierre de las escuelas durante más de un año. La crisis ha golpeado a nuestras familias y Acción Nacional tiene como prioridad a la familia.

En el PAN queremos que las escenas dramáticas que vivieron las familias en México por perder un empleo, no se vuelva a repetir. Un gobierno preocupado por la gente debe enfocarse en que la población tenga esperanza de salir adelante y no en la pesadilla que viven actualmente 12 millones de mexicanos.

* Diputado federal PAN