Manuel Villagómez Rodríguez

  / lunes 19 de noviembre de 2018

Política Industrial / Carlos Lomelí y el agua para Guadalajara

Dentro de nueve días, Carlos Lomelí Bolaños será delegado federal en el estado de Jalisco, nombramiento que ya le autorizó a usted y a los demás delegados de las otras entidades la Cámara de Diputados, y enhorabuena al doctor Lomelí, pues este nombramiento es parte del cambio verdadero del Gobierno federal y, como el tema del agua es del ámbito federal, pues te tocará participar en este asunto.

Por otra parte, dentro de quince días, el 6 de diciembre, Enrique Alfaro Ramírez tomará posesión del Gobierno del estado de Jalisco y, en el ámbito de su competencia, tendrá qué ver y de manera perentoria el tema del abasto de agua para el AMG, va a contar con el equipo de técnicos que ya ha nombrado para dirigir la Comisión Estatal del Agua de Jalisco (CEA).

Por parte del Gobierno federal, ya está nombrada Josefa González Blanco Ortiz Mena como titular de la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat) y Blanca E. Jiménez Cisneros en la Comisión Nacional del Agua (Conagua) y son las personas que tienen en sus manos resolver el problema de abasto de agua para Los Altos de Jalisco y el AMG; por cierto, el de la voz pone a su disposición para que lo imprima, el libro Falacias del proyecto de Abasto de Agua paraGuadalajara en la página www.fundacionchapala.org. El problema tiene dieciocho años empantanado y los proyectos han sido: La Zurda 1990, Arcediano 2002, San Nicolás 2004, El Zapotillo 2005 y El Purgatorio 2012; proyectos plagados de corrupción por sus promotores.

Las ONG hemos frenado con amparos los proyectos de Arcediano, San Nicolás y El Zapotillo, el primero por sus aguas contaminadas y los dos últimos por no tener en los convenios ni una sola gota de agua para el AMG.

Cuando se creó el Observatorio Ciudadano del Agua que integramos tres universidades, siete organismos empresariales y 10 ONGs propusimos que no se envíe agua de Jalisco para Guanajuato y, la Fundación Cuenca Lerma Chapala, A.C. que me honro en presidir, propone que el agua que Zedillo le reservó a León del Río Verde por decreto, que son 120 Mm3, León la tome del Río Lerma a cambio de que Jalisco le ceda a León 120 Mm3 de los 240 que tenemos asignados del Río Lerma, así, Jalisco se queda con los 120 Mm3 de León del Río Verde, esto tiene que ser de acuerdo con Guanajuato, a quién ya la Fundación Cuenca Lerma Chapala le ha entregado la información.

El proyecto del Zapotillo, aparte de los amparos, tiene otro gran problema que es el de las demandas cruzadas a la empresa española Abengoa, quien renunció a la concesión y ahora pide cinco mil millones de pesos por no hacer nada y a la que el Ipejal le compró títulos que resultaron un fraude por lo que los trabajadores ya demandaron. Por otra parte, Peña Nieto, el año pasado le asignó mil 530 millones de pesos para construir el acueducto Zapotillo-León y ese dinero no se ejerció. Como puede ver amable lector, este asunto del agua que van a estrenar actores tanto del Gobierno federal, ahora en su nueva modalidad de tener en Jalisco a Carlos Lomelí Bolaños como delegado federal así como Enrique Alfaro Ramírez como gobernador y su equipo de la CEA, va a requerir de negociar con buena voluntad entre las partes y, desde luego, contando con la sociedad civil organizada que tiene mucha información de este y de otros temas que se le entregará al doctor Lomelí para que sea el amable conducto de entregar a quién corresponda en los tres niveles de Gobierno.



mvrfundacion@gpovillamex.com

fundacion_clcs@gpovillamex.com

Dentro de nueve días, Carlos Lomelí Bolaños será delegado federal en el estado de Jalisco, nombramiento que ya le autorizó a usted y a los demás delegados de las otras entidades la Cámara de Diputados, y enhorabuena al doctor Lomelí, pues este nombramiento es parte del cambio verdadero del Gobierno federal y, como el tema del agua es del ámbito federal, pues te tocará participar en este asunto.

Por otra parte, dentro de quince días, el 6 de diciembre, Enrique Alfaro Ramírez tomará posesión del Gobierno del estado de Jalisco y, en el ámbito de su competencia, tendrá qué ver y de manera perentoria el tema del abasto de agua para el AMG, va a contar con el equipo de técnicos que ya ha nombrado para dirigir la Comisión Estatal del Agua de Jalisco (CEA).

Por parte del Gobierno federal, ya está nombrada Josefa González Blanco Ortiz Mena como titular de la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat) y Blanca E. Jiménez Cisneros en la Comisión Nacional del Agua (Conagua) y son las personas que tienen en sus manos resolver el problema de abasto de agua para Los Altos de Jalisco y el AMG; por cierto, el de la voz pone a su disposición para que lo imprima, el libro Falacias del proyecto de Abasto de Agua paraGuadalajara en la página www.fundacionchapala.org. El problema tiene dieciocho años empantanado y los proyectos han sido: La Zurda 1990, Arcediano 2002, San Nicolás 2004, El Zapotillo 2005 y El Purgatorio 2012; proyectos plagados de corrupción por sus promotores.

Las ONG hemos frenado con amparos los proyectos de Arcediano, San Nicolás y El Zapotillo, el primero por sus aguas contaminadas y los dos últimos por no tener en los convenios ni una sola gota de agua para el AMG.

Cuando se creó el Observatorio Ciudadano del Agua que integramos tres universidades, siete organismos empresariales y 10 ONGs propusimos que no se envíe agua de Jalisco para Guanajuato y, la Fundación Cuenca Lerma Chapala, A.C. que me honro en presidir, propone que el agua que Zedillo le reservó a León del Río Verde por decreto, que son 120 Mm3, León la tome del Río Lerma a cambio de que Jalisco le ceda a León 120 Mm3 de los 240 que tenemos asignados del Río Lerma, así, Jalisco se queda con los 120 Mm3 de León del Río Verde, esto tiene que ser de acuerdo con Guanajuato, a quién ya la Fundación Cuenca Lerma Chapala le ha entregado la información.

El proyecto del Zapotillo, aparte de los amparos, tiene otro gran problema que es el de las demandas cruzadas a la empresa española Abengoa, quien renunció a la concesión y ahora pide cinco mil millones de pesos por no hacer nada y a la que el Ipejal le compró títulos que resultaron un fraude por lo que los trabajadores ya demandaron. Por otra parte, Peña Nieto, el año pasado le asignó mil 530 millones de pesos para construir el acueducto Zapotillo-León y ese dinero no se ejerció. Como puede ver amable lector, este asunto del agua que van a estrenar actores tanto del Gobierno federal, ahora en su nueva modalidad de tener en Jalisco a Carlos Lomelí Bolaños como delegado federal así como Enrique Alfaro Ramírez como gobernador y su equipo de la CEA, va a requerir de negociar con buena voluntad entre las partes y, desde luego, contando con la sociedad civil organizada que tiene mucha información de este y de otros temas que se le entregará al doctor Lomelí para que sea el amable conducto de entregar a quién corresponda en los tres niveles de Gobierno.



mvrfundacion@gpovillamex.com

fundacion_clcs@gpovillamex.com

lunes 08 de julio de 2019

El Decálogo de Temacapulín

lunes 24 de junio de 2019

Carta al Gobernador de Guanajuato

lunes 10 de junio de 2019

El Acuerdo México-EU

martes 04 de junio de 2019

El TLC y Trump

lunes 27 de mayo de 2019

Lluvias hasta julio

lunes 20 de mayo de 2019

Los aguaceros de mayo y Chapala

Cargar Más